Buscar
Explorar

Hijo no te quiero perfecto, te quiero a ti

Hoy mientras observaba la escena de una serie en la que el hijo prefiere mentirle a sus padres acerca de su vida antes que contarles que ha fracasado, mi mundo se detuvo. El personaje prefería hacer lo que fuera, antes de defraudar los estándares que sus padres le impusieron acerca de lo que debería de ser su vida.

Así que hoy tomo esas emociones para escribirte esta carta:

Hijo/a respira hondo y recuerda que sin importar lo que pase te quiero y mi amor no tiene límites. Sé que llegará el momento en el que sientas que me has defraudado pero necesito que sepas que aún en ese momento mi amor no tendrá límites.

Amor, todos tenemos derecho a equivocarnos y en el proceso a veces no solo nos dañamos a nosotros mismos, sino que dañamos a otros y necesitamos perdonarnos a nosotros por hacerlo. Lo importante es reconocerlo y saber que siempre puedes acudir a mí, sin importar lo que esté pasando y a tus raíces.

Soy mamá, un ser humano que está creciendo igual que tú y en el proceso intento que tu aprendas a ser la mejor versión de ti mismo. Soy lo más lejano a ser perfecta y por lo mismo sé que muchas veces nos caemos y necesitamos ayuda de las personas que más nos quieren.

No necesitas ser perfecto para que te quiera, mi amor por ti es inmenso tal y como eres. No necesitas ser perfecto para que te quieras a ti mismo o para que alguien más te pueda querer. Eres una gran ser humano y todos nos caemos en el proceso, lo importante es aprender de esa caída y seguir adelante.

Disculpa si en el proceso de guiarte y educarte te he colocado demasiados estándares por cumplir en tus hombros. Es momento que deje mi propia versión de la vida a un lado y permita que tú seas el que se imponga sus propias metas.

Eres libre de elegir y siempre estaré a tu lado para apoyarte. Quiero lo mejor para ti, quiero que seas la mejor versión de ti mismo pero en el proceso no quiero herirte.  Todos nos equivocamos, caemos y a veces herimos en el proceso.

Estás creciendo y eso es lo que está pasando. Respira hondo y recuerda que te amo.  Te quiero con todo lo que eres, tienes, deseas. Ese todo te hace ser el maravilloso niño que eres hoy. Busca no defraudarte a ti mismo y recuerda que en mi puedes confiar.

La vida es un camino en el que muchas veces tropezaremos, lo más importante es que confíes en ti mismo y que recuerdes que el amor que te tenemos permanecerá por siempre.

Foto Via

More On
Artículo publicado hace 2 años
Más de

Susana Silva