Buscar
Explorar

Consejos para una lactancia exitosa

Sin lugar a duda, uno de los mejores recuerdos de la maternidad hasta ahora fueron los meses que amamante a mis hijos.  La lactancia materna no solo es alimento para el cuerpo sino también para el alma.

Una amiga me hablo de la realidad y me conto como podrían ser difíciles los primeros días pero también me hablo de lo maravilloso que es alimentar a tu hijo, de la hermosa sensación al tenerlo pegado a ti y de lo práctico y barato que es tener el alimento de tu hijo siempre disponible.

Una lactancia exitosa depende de varios factores y hoy quiero compartir con ustedes algunos:

Mentalízate: La mente es muy poderosa, comienza desde el embarazo con el firme deseo de amamantar a tu bebé.

Infórmate: Es importante que busques información acerca de la lactancia, las posiciones adecuadas, los beneficios para ti y el bebé y los grupos de apoyo que existen en el lugar en donde vives.

Comparte los beneficios con tu pareja: Él estará a tu lado durante este proceso y es muy importante que esté involucrado. Si quien te acompañará es tu familia, haz lo mismo para que se den cuenta lo esencial que es la lactancia materna para ti y tu bebé.

Elige un pediatra que sea amigo de la lactancia: Tienes gran parte de la batalla ganada cuando tu pediatra apoya y favorece la lactancia. Tendrás en él un aliado en los momentos de crisis.

Elige un hospital amigo de la lactancia: Es muy importante que el bebé comience a mamar en cuanto nace así que todo será más sencillo si tu bebé se queda en tu habitación y no le dan fórmula los primeros días.

Olvídate del reloj: La alimentación con lactancia materna debe ser a libre demanda. Olvídate de cuántas tomas o cuánto tiempo lleva pegado a cada pecho. Disfruta el momento y deja que tu bebé sea el reloj.

Confía en tu instinto: Amamantar es algo natural y todas las mujeres estamos capacitadas para hacerlo, con contadas excepciones, así que relájate y confía en tu instinto. Tú puedes alimentar a tu bebé.

Busca apoyo: El apoyo es  uno de los pilares fundamentales para tener una lactancia exitosa. Hay momentos de crisis en los que necesitaras el consejo de una experta o el apapacho de tu pareja o una amiga para salir adelante.

Duerme y descansa: Este aplica para los primeros meses de vida del bebé. Mientras tu cuerpo se va adaptando a las desveladas es ideal que tú duermas cuando el bebé este durmiendo.

Ten paciencia: Puede haber momentos de desesperación o dolor. El amamantar no debe doler y en cuanto duela hay que buscar ayuda para ver qué está pasando. Ten paciencia ante cualquier crisis y sigue amamantando a tu bebé.

Disfruta: Crea un ambiente mágico y disfruta el tener en brazos a tu hijo. Disfruta el sentir su piel en contacto con la tuya, su respiración y sus manos pequeñas. Son recuerdos inmejorables que después añorarás.

La lactancia materna puede ser exitosa aún después de una cesárea. Yo tengo dos historias que contar, dos cesáreas y después dos periodos de hermosas lactancias.

Infórmate pero sobre todas las cosas, confía en tu instinto y crea un grupo de apoyo a tu alrededor.

Foto vía

More On
Artículo publicado hace 3 años
Más de

Susana Silva